Santiago. Centrado en los avances en el proceso de reconstrucción del país, tras el terremoto y maremoto del pasado 27 de febrero, el presidente chileno, Sebastián Piñera, entregará este jueves su primera cuenta pública ante el Congreso Pleno.

Si bien tradicionalmente el discurso del 21 de mayo es destinado a los gobernantes a entregar un balance de su gestión, por tratarse del primero desde que asumió el cargo –el pasado 11 de marzo- se prevé que también delineará las tareas para los próximos cuatro años.

Según consignas medios locales, el mandatario chileno dará cuenta de las medidas adoptadas para enfrentar la tragedia, como la construcción de viviendas de emergencia, la reposición de los sistemas de educación y salud, entre otras.

El terremoto de 8,8 grados, el quinto más importante de la historia, dejó como saldo 512 víctimas mortales, de acuerdo a las últimas estadísticas oficiales. Además, provocó pérdidas por US$30.000 millones, según las estimaciones del gobierno.

En un segundo eje, abordará logros concretos de la administración más allá de la emergencia, según El Mercurio. En ese sentido, mencionará  el bono de $40 mil (unos US$70) por integrante de la familia entregado en marzo pasado, y el paquete de reformas políticas para perfeccionar la democracia.

Anuncios. En materia de anuncios concretos, se espera que el mandatario se centre en los siete ejes de su programa original de gobierno: crecimiento y empleo, seguridad ciudadana y drogas, calidad de la educación, mejoramiento de la salud, combate a la pobreza, perfeccionamiento de la democracia y modernización del Estado.

En ese sentido, se espera que dé a conocer medidas en materia de seguridad, como la creación del Ministerio del Interior y Seguridad  Ciudadana, garantizar el acceso a asistencia jurídica, sicológica social para las víctimas de la delincuencia.

Esta semana, Piñera anunció un proyecto para crear un registro de condenados por abusos sexuales a menores de edad, y la inhabilitación de por vida para realizar trabajos con niños, cuando las víctimas hayan sido menores de 14 años.

En la oposición esperan que el gobernante realice anuncios en materia valórica, como proyectos para garantizar la unión entre parejas del mismo sexo, aunque desde el gobierno no ha habido un pronunciamiento sobre esta materia.