Santiago. Chile envió una carta formal a Perú en signo de protesta, a raíz de las diferencias originadas  a partir del triángulo terrestre.

 El mandatario afirmó  que, "estoy convencido de que el triángulo terrestre es chileno por dos razones. En primer lugar por el Tratado de 1929 y las actas de 1930, y los actos y hechos del año 68-69 así lo determinaron", Piñera destacó a "Radio Cooperativa" que la carta fue enviada de manera formal con la queja sobre triángulo.

El presidente de Chile, Sebastián Piñera, quien  entregará en marzo  el mandato a la oposición liderada por Michelle Bachelet, agregó que es incompresible la posición peruana.

"El fallo de La Haya fue clarísimo al establecer que la frontera marítima comienza en el Hito 1 y, por tanto, también la frontera terrestre, y eso refuerza enormemente la posición chilena", aseguró el citado jefe de Estado.

Pacto de Bogotá. El mandatario reveló que Chile esta evaluando abandonar el Pacto de Bogotá, instrumento jurídico por el cual se somete a la jurisdicción de la CIJ, que permitió la demanada fronteriza a Perú y Bolivia.

Sebastián Piñera sostuvo una conversación con la futura mandataria, Michelle Bachelet,  donde el retiro fue una opción dentro del diálogo entre ambos.

"Chile tendrá que evaluar si se mantiene o se retira del Pacto de Bogotá (...) Lo estamos estudiando", afirmó.

Estas discrepancias sobre la soberanía del triángulo surgieron luego del fallo de la CIJ, tras las interpretaciones de ambos países, a pesar que hasta ahora no existe claridad cómo será resuelta la controversia actual.

Cancilleres de Chile y el Perú acordaron un cronograma para ejecutar el fallo de la Corte Internacional de Justicia.

El equipo de negociación de ambos países volveran a reunirse en Lima según el acuerdo realizado, la fecha acordada es a fines de marzo para concluir con las coordenadas del nuevo trazado limítrofe marítimo.