Madrid. El grupo parlamentario Junts per Catalunya (JxC) busca nominar al exlíder Carles Puigdemont como presidente del gobierno regional, desafiando a España a pesar de su exilio autoimpuesto en Alemania, dijo este sábado un portavoz.

JxC tomó la decisión en una reunión de sus parlamentarios en Berlín, donde está afincado Puigdemont a la espera del fallo de un tribunal alemán sobre la petición de extradición por parte de la justicia española, que lo acusa de rebelión y malversación por promover la declaración unilateral de independencia de Cataluña en octubre.

"Queremos votar la investidura de Carles Puigdemont, presidente legítimo, el que salió del mandato de las urnas, aprovechando la ley de presidencia, antes del 14 de mayo", dijo a periodistas el portavoz de JxC, Eduard Pujol.

Este viernes el Parlamento de Cataluña aprobó una reforma de la ley de Presidencia que permite una investidura a distancia, pero su recorrido es incierto porque el Gobierno de Mariano Rajoy ya ha advertido que recurrirá y aún no se ha publicado en ningún boletín oficial.

La investidura de Puigdemont ya fue bloqueada por el tribunal Constitucional español en enero, que determinó que no se podía llevar a cabo en ausencia del candidato, que se autoexilió después de ser cesado de su cargo por el Gobierno de Madrid.

En caso de que no se invista un presidente antes del 22 de mayo, se convocarían nuevas elecciones.

En diciembre, Madrid convocó a las elecciones regionales en Cataluña, en un intento por frenar al movimiento independentista, lo que generó la mayor crisis política de España en décadas, pero el plan fracasó y los secesionistas mantuvieron una estrecha mayoría.