El secretario de Hacienda de México, Ernesto Cordero, reveló este jueves tener aspiraciones hacia las elecciones presidenciales del 2012, en medio de una anticipada carrera dominada por la violencia del narcotráfico y un frágil desempeño de la economía.

Pese a reconocer sus aspiraciones, Cordero aclaró que por ahora seguirá en su cargo como secretario al leer un breve comunicado a la prensa, después de que un grupo de militantes del oficialista Partido Acción Nacional (PAN) lo describieran como "el candidato ideal".

"Puedo decir que aspiraciones sí tengo, pero por el momento cumplo con una altísima responsabilidad al frente de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público", dijo Cordero, en un acto en el que no aceptó preguntas.

Según una carta publicada el jueves por el diario El Universal, más de 130 destacados militantes del PAN, entre ellos gobernadores, senadores y diputados, lanzaron su apoyo a Cordero bajo la consigna "Unidos con Ernesto", argumentando que garantiza la continuidad de las políticas del actual Gobierno.

Otros panistas abrieron al menos una cuenta en la red social Facebook para reunir apoyo en torno a una probable candidatura presidencial de Cordero, quien asumió el cargo en diciembre del 2009.

Pero el secretario reconoció que aún es muy temprano en el proceso ya que las elecciones presidenciales se realizarán en julio del 2012 y las campañas políticas comenzarán tres meses antes.

"Como panista (miembro del PAN) y como demócrata, estoy obligado a cumplir con los tiempos que marcan la ley y mi partido", agregó el secretario, un actuario de 43 años y amigo cercano del presidente Felipe Calderón.