La huelga de diez días convocada por los trabajadores aeroportuarios de Paraguay no se levantará, a menos que el presidente Fernando Lugo prometa vetar el proyecto de concesión de las terminales, adelantaron los organizadores de la medida. Los funcionarios consideran que el mandatario fue engañado para apoyar la iniciativa.

En conversación con la 780 AM, José Villalba, ratificó que el 28 de octubre próximo se realizará una huelga de diez días contra la idea de otorgar al sector privado la administración de los aeropuertos en Paraguay.

Los sindicalistas están de acuerdo con la modernización de los establecimientos, sin embargo el proyecto de concesión viola la Constitución, según el dirigente.

De acuerdo a su explicación, en la elaboración de la iniciativa no se tomó en cuenta el artículo 111 de la Constitución, el cual señala la necesidad de dar preferencia a los trabajadores y sectores involucrados directamente en el ente a la hora de “transferir empresas públicas o su participación en las mismas al sector privado”.

“Efraín Alegre hizo un proyecto a tambor batiente. No le dio participación a la clase trabajadora ni a los pensantes de la Dinac”, manifestó Villalba.

El funcionario incluso consideró que el ex ministro de Obras -principal impulsor de la iniciativa- engañó al presidente Lugo para lograr su apoyo.

Adelantó que no darán marcha atrás a su medida anunciada, a menos que el propio Fernando Lugo les convoque y les prometa que la normativa, ya aprobada en el Congreso, va a ser rechazada en el Ejecutivo.

“Lugo va a vetar este proyecto porque fue engañado”, afirmó el sindicalista al manifestar su confianza en que el mandatario apoyará la causa de los manifestantes.

Alegre por su parte considera que Lugo promulgará el proyecto de ley que dispone la concesión.

Modernización del aeropuerto. Al ser abordado sobre la necesidad de modernizar el aeropuerto Silvio Pettirossi, Villalba aseguró que la terminal cumple en un 97% con los estándares de calidad internacionales.

“Estamos cumpliendo en materia de operatividad”, manifestó, pese a que reconoció que hay falencias.

El funcionario consideró además que no se debe comparar la principal terminal internacional del Paraguay con los establecimientos de otros  países, ya que las realidades no son las mismas.

Respecto a la fecha elegida para iniciar la huelga, Villalba garantizó que constituye una casualidad la coincidencia con el inicio de la Cumbre Iberoamericana, que se realizará en Paraguay los próximos 28 y 29 de octubre.

Además del Silvio Pettirossi, igualmente se paralizarían los vuelos en el aeropuerto Guaraní, de Alto Paraná.