Sao Paulo. Los brasileños están optimistas sobre el gobierno entrante de la presidente electa Dilma Rousseff, aunque será difícil que la nueva mandataria supere las tasas de aprobación récord de su predecesor, Luís Inacio Lula da Silva, según un sondeo publicado este jueves.

Según la encuesta realizada por el centro de estudios de opinión pública Ibope, un 62% de los brasileños están optimistas sobre la próxima administración de la presidenta electa Dilma Rousseff. Este fue el primer sondeo de opinión antes de que Rousseff asuma el mando el 1 de enero.

En tanto, el mismo sondeo mostró que el presidente saliente cuenta con una tasa de aprobación del 87%, mientras que el gobierno del oficialista Partido de los Trabajaodres, o PT, alcanza el 80%.

El sondeo, que fue realizado para la Confederación Nacional de Industrias, que representa a las empresas manufactureras del país, se basó en 2.002 entrevistas a ciudadanos brasileños en edad de votar.