Ciudad de Panamá. Alrededor de 500 expertos en temas financieros y de seguridad de América Latina, Estados Unidos y otras partes del mundo, participaron este viernes del tercer día del cónclave que se realiza en un hotel de la capital panameña para debatir sobre la prevención del lavado de dinero y del manejo de dinero del terrorismo.

El encuentro hemisférico, de tres días, se realiza en el Holtel Sheraton, y es convocado por la Asociación Bancaria de Panamá (ABP).

El Ministro de Comercio e Industrias de Panamá, Roberto Henríquez, dio inicio al tradicional encuentro que se realiza cada año en Panamá y reconoció que las organizaciones al margen de la ley están constantemente buscando mecanismos más sofisticados u originales  para sus actividades, lo que obliga a estar cada vez más preparado.

El funcionario resaltó, tras hacer un repaso sobre las leyes y decretos que se han aprobado en Panamá para impedir la acción del crimen organizado, el interés del gobierno del presidente Ricardo Martinelli de capacitar al mejor nivel al personal que tiene como misión combatir las operaciones al margen de la ley.

Roderick Burgos, miembro del comité organizador del congreso,  destacó a AméricaEconomía.com que el encuentro da la oportunidad a los asistentes de trabajar en talleres en los que se utilizan ejemplos prácticos de ilíticos, y considerar aspectos esenciales como la gestión de cumplimiento y el riesgo.

“Los malhechores tratan de estar un paso adelante y de infringir las leyes. Los especialistas tratamos de identificar esas nuevas formas de lavar dinero, de prevenir y orientar a todos los profesionales de la disciplina. Adicionalmente se busca la forma de consolidar esfuerzos y de sensibilizar a la gente sobre el problema”, detalló.

Un problema, el blanqueo de capitales, que, según el presidente de la ABP, Moisés Cohen, en el caso de México ascendería a US$20.000 millones al año.

Matías Mora Simoes, director ejecutivo para Panamá y Centroamérica de la compañía internacional FTI Consulting, que trabaja en asesorías para evitar el crimen, destacó durante la conferencia la importancia de entender las implicancias del fraude corporativo, como un nuevo riesgo, y el de la evasión fiscal.

Simoes consideró que en este momento es importante conocer mejor al enemigo, cómo actúa la mente criminal del narcotraficante y de otras personas que buscan luego licuar dinero.