La presidenta del Congreso, Ana María Solórzano, dijo que en la Junta de Portavoces existe el compromiso de asegurar que mañana habrá una sesión extraordinaria responsable para debatir la observación a la ley que exonera de los descuentos a las gratificaciones y la delegación de facultades solicitadas por el Ejecutivo.

Según adelantó, será una jornada intensa, en la cual no están contemplados los recesos, debido a que se está contra el tiempo.

"El plazo vence a medianoche", indicó al recordar que el primer punto en la agenda será el de las gratificaciones, el cual, de acuerdo con el sentir de los voceros, no ameritaría mayor discusión pues la mayoría iría por la insistencia del dictamen que determina la exoneración permanente de los descuentos.

Tras referir que para ello el titular de la Comisión de Economía debe preparar un texto idéntico al que fue enviado y observado por el Ejecutivo, mencionó que se necesitan 66 votos para la aprobación de la insistencia.

Si esto sucede, algo que, de acuerdo con Solórzano, seguramente ocurrirá, promulgará directamente la norma.

Posterior a este tema, dijo, tendrá lugar la presentación del jefe del Gabinete Ministerial, Pedro Cateriano, para la sustentación de la solicitud de facultades en materia administrativa, económica y financiera, y luego en seguridad ciudadana.

Solórzano remarcó que el titular del Consejo de Ministros podrá participar del debate que se dará a continuación, a fin de atender cualquier consulta de los parlamentarios.

Consultada sobre los incidentes de ayer a raíz de la presencia del suspendido legislador Heriberto Benítez en el Consejo Directivo, aclaró que le solicitó que se retire y suspendió la sesión para reiterarle este pedido.

Sostuvo que su ingreso fue una actitud provocadora y un hecho lamentable, tras el cual corresponde voltear la página y centrarse en temas importantes como las gratificaciones, la economía y la seguridad ciudadana.

"Aprendemos de nuestros errores, buscamos coincidencias y seguimos para adelante, con el compromiso de ser responsables mañana", indicó al referir que la autocrítica comprende a todos en el Parlamento pues hubo un comportamiento exacerbado.

También rechazó que exista injerencia del Ejecutivo en el Congreso, al reafirmar la independencia de este poder del Estado.