Donald Trump, el presidente electo de Estados Unidos, declaró durante este sábado que Rusia respetará a su país "mucho más" en cuanto comience su mandato. Unas declaraciones que surgen en el marco de un nuevo informe del servicio de inteligencia estadounidense, que asegura que Putin dirigió ciberataques para beneficiar al magnate en las pasadas elecciones presidenciales.

Además, con estos dichos Trump responde a las declaraciones del actual presidente Barack Obama, quien recordó al empresario que "Putin no es de nuestro equipo" durante una reciente entrevista.

Las respuestas del presidente electo ante ambas polémicas fueron publicadas a través de su cuenta en la red social Twitter. "Tener una buena relación con Rusia es algo bueno, no malo. ¡Solo gente 'estúpida', o los tontos, podrían pensar que es malo!", tuiteó Trump, que llegará a la Casa Blanca el próximo 20 de enero.

Por otro lado, el magnate también señaló que ambos países podrían colaborar "para resolver algunos de los grandes y urgentes problemas" que afectan al mundo. "Tenemos ahora suficientes problemas sin necesidad de tener uno más. Cuando sea presidente, Rusia nos respetará mucho más que ahora", agregó.

El presidente electo ha recibido críticas de sus rivales demócratas por los elogios que ha dirigido a Putin. Especialmente, por el papel que pudo tener Rusia en el resultado de las elecciones presidenciales del 8 de noviembre. Este país fue acusado de dirigir diferentes ciberataques contra Estados Unidos, con "una clara preferencia" por Trump y que buscaban también "denigrar" a su rival en los comicios, la demócrata Hillary Clinton.

Sobre estaacusación, Trump negó que existiera una influencia sobre las votaciones presidenciales estadounidenses. Los servicios de inteligencia "afirmaron contundentemente que en absoluto había evidencias de que el ciberpirateo haya afectado los resultados de las elecciones", afirmó el presidente electo.

"¡No se tocó a las máquinas de votación!", agregó además Trump en los mensajes de hoy.