West Palm Beach. El presidente electo de Estados Unidos, Donald Trump, dijo el sábado que su gobierno, que asume el 20 de enero, hará "todo lo que pueda" para ayudar a aumentar la libertad y la prosperidad del pueblo cubano tras la muerte de Fidel Castro.

"Aunque no se pueden borrar las tragedias, muertes y dolor provocados por Fidel Castro, nuestro gobierno hará todo lo que pueda para asegurar que el pueblo cubano pueda al fin iniciar su viaje hacia la prosperidad y la libertad", dijo Trump en un comunicado.

"Si bien Cuba sigue siendo una isla totalitaria, es mi esperanza que el día de hoy marque un alejamiento de los horrores soportados por tanto tiempo, hacia un futuro en el que el maravilloso pueblo cubano al fin pueda vivir en la libertad que tanto se merece", declaró Trump.

Castro, cuya muerte deja a la izquierda de Latinoamérica sin su mayor referente del Siglo XX, murió el viernes a los 90 años. Su hermano, el presidente Raúl Castro, informó el fallecimiento a través de la televisión estatal el sábado.

Anteriormente, el presidente electo de Estados Unidos, Donald Trump, dijo escuetamente en Twitter "¡Fidel Castro está muerto!", en su primera reacción el sábado al fallecimiento del líder de la Revolución Cubana.

Trump, quien asumirá el poder el 20 de enero, amenazó durante la campaña que lo llevó a la Casa Blanca con dejar sin efecto las decisiones del presidente Barack Obama de normalizar las relaciones con Cuba.

Fidel Castro, una leyenda de la izquierda revolucionaria que gobernó su país durante casi medio siglo, murió el viernes a los 90 años.