La Paz. La Unión Europea (UE) y Bolivia firmaron en Bruselas tres convenios de cooperación por más de US$100,6 millones (89 millones de euros) para la lucha antidroga, inversión en cuencas y suministro de agua, anunció este miércoles el jefe de la delegación europea en La Paz, Timothy Torlot.

En conferencia de prensa realizada en la ciudad sede del gobierno boliviano, Tarlot precisó que la firma de los tres convenios es parte de un programa mayor de cooperación de la Unión Europea a Bolivia, que prevé destinar 281 millones de euros (US$317.670.500), para el desarrollo del país sudamericano entre 2014-2020.

El presidente Evo Morales y el canciller David Choquehuanca se encuentran en Bruselas en la II cumbre de la Unión Europea (UE) y los países de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (Celac), oportunidad que fue aprovechada para esta suscripción.

"Estos tres convenios son importantes para Bolivia, en los que generalmente apoya la Unión Europea y representan un monto de 89 millones de euros (US$100.614.500), para invertir en tres áreas específicas", aseveró.

De acuerdo a la información proporcionada por la UE, a la cooperación para la lucha antidrogas se destinarán US$67,8 millones.

"El objetivo de ese convenio es mejorar las capacidades operativas de las entidades públicas involucradas en la lucha contra el narcotráfico, mediante acciones de prohibición efectivas y capacitación técnica especializada", aseveró.

Se proyecta fortalecer las políticas y programas de prevención de consumo de drogas, además de trabajar en la delimitación de las zonas legales de cultivo de coca.

El representante de la UE manifestó que el segundo convenio de apoyo a la política nacional de gestión de cuencas es de US$19.22 millones.

Ese convenio de cooperación prevé reducir la vulnerabilidad de hogares humildes a los fenómenos del cambio climático y a los impactos de los desastres naturales.

Torlot explicó que entre las acciones que se prevé realizar está fortalecer la capacidad de instituciones nacionales y subnacionales para encarar la escasez de agua, además de la contaminación y el riesgo de inundación.

"El tercer convenio de cooperación es de apoyo a las políticas del gobierno en suministro de agua y saneamiento en áreas urbanas y periurbanas de 12 millones de euros (US$13.566.000)", explicó.

De acuerdo a la UE, el objetivo del tercer convenio es invertir en tecnología para el suministro de agua potable en áreas periurbanas, además de mejorar la calidad del agua potable.