Montevideo. El Congreso uruguayo ratificó este martes el tratado constitutivo de la Unión de Naciones Suramericanas (Unasur) y se convirtió en el noveno país en dar su aprobación, llenando el requisito para que entre en vigor la conformación formal del bloque.

La iniciativa, que deberá ser promulgada por el Poder Ejecutivo y que había sido aprobada días atrás en diputados, fue ratificada en el Senado con los votos de la izquierda gobernante y de un sector del centroderechista Partido Nacional.

La sanción se dio en medio de un intenso debate en el que otra parte de la oposición pretendía postergar la discusión para analizar más profundamente el tema. La votación finalizó con 20 de 26 senadores apoyando afirmativamente el tratado.

Uruguay se sumó a Argentina, Bolivia, Chile, Ecuador, Guyana, Perú, Surinam y Venezuela que anteriormente habían aprobado el documento, completando así la cantidad mínima requerida de nueve de los 12 países miembros en ratificar el tratado constitutivo para su entrada en vigencia.

Por su parte, Brasil, Paraguay y Colombia tienen todavía pendiente la ratificación del documento suscrito en Brasilia el 23 de mayo del 2008.

En la cumbre de la Unasur que se realizó la semana pasada en la capital de Guyana, los presidentes de los países integrantes del bloque ratificaron una serie de medidas que prevén castigos a las naciones que atenten contra el orden democrático.

Sanciones diplomáticas, políticas y comerciales ante cualquier intento o golpe de Estado son previstas por la norma adoptada.

Hace dos meses, la Unasur reaccionó inmediatamente ante una sublevación de policías en Ecuador y se reunió en Buenos Aires, por pedido del entonces secretario general Néstor Kirchner, para apoyar al presidente Rafael Correa y festejar la salida del conflicto.

La elección de un nuevo secretario, tras la muerte a fines de octubre de Kirchner, quedó en suspenso para una próxima reunión.

Los nombres de ex presidentes de la región como la chilena Michelle Bachelet o el uruguayo Tabaré Vázquez fueron mencionados para ocupar el cargo.