Bogotá. El presidente de Colombia, Álvaro Uribe Vélez, objetó los procesos de nacionalización de empresas que gobiernos de la región -como el de Evo Morales y Hugo Chávez- han iniciado.

Para el jefe del Estado colombiano, actuaciones de esa naturaleza ponen en entredicho el desarrollo de las iniciativas de investigación y contagian de "pereza" a los pueblos.

"Me temo que en aquellas economías latinoamericanas que vienen anulando la inversión, las esperan derrotas sociales enormes. El mundo ha demostrado que cuando se anula la iniciativa privada, se anula la investigación, se 'aperezan' los pueblos, se destruye la gerencia, se elimina la creatividad y la laboriosidad", precisó.

Lo más importante, insistió Uribe, es promover la inversión privada, pero de carácter social y precisó que fueron errores similares terminaron con proyectos como el de la Unión Soviética.