La posición del vicepresidente Danilo Astori, contraria al ingreso de Venezuela al Mercosur, tal como sucedió en la cumbre de Mendoza, molestó al entorno del presidente José Mujica, según pudo saber El Observador.

Fuentes parlamentarias señalaron que se esperaba que se respaldara en su totalidad la “decisión política” de Mujica, que avaló el ingreso del país al bloque.

“No comparto la decisión de disponer el ingreso de Venezuela como miembro pleno porque se trata de una agresión institucional muy importante para el Mercosur. Es una herida institucional muy importante, quizás la más grave de los 21 años del Mercosur”, dijo a El Observador el vicepresidente Danilo Astori.

Lo que sucedió el viernes en la ciudad de Mendoza con el ingreso de Venezuela al bloque y la sanción a Paraguay es para Astori “ir al corazón del Tratado de Asunción e ignorar una de sus normas mas importantes, que es que el ingreso de un miembro pleno debe ser aprobado por todos los miembros plenos ya existentes”, dijo.

La senadora Lucía Topolansky (MPP) desechó la posibilidad de que se revise la decisión tomada, tal como había sugerido Astori.

En conocimiento de la opinión del presidente José Mujica, que respaldó el ingreso de Venezuela como una “decisión política” de la que asume la responsabilidad, el vicepresidente planteó su postura discordante en el Consejo de Ministros de ayer y aventuró que después de esta “herida grave” institucional “podría pasar cualquier cosa” porque “ya no queda ninguna norma importante que no sea violada”.

En tanto, la senadora Lucía Topolansky (MPP) desechó la posibilidad de que se revise la decisión tomada, tal como había sugerido Astori. “No, no. Hay una posición oficial del Frente Amplio. Eso no quiere decir que algún compañero por la de él pueda pensar otra cosa”, dijo, en referencia al vicepresidente.

Indicó que el Parlamento uruguayo “hace mucho que había votado el ingreso de Venezuela al Mercosur” y que continuará en esa línea.