Bogotá. El vicepresidente de Colombia, Angelino Garzón, reaccionó de inmediato ante las últimas declaraciones del líder de la guerrilla de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), Guillermo León Sáenz, conocido por el alias de Alfonso Cano, quien afirmó que este año se multiplicarán las acciones "en todo sentido"

Al respecto Garzón señaló que el objetivo de este grupo es mantener "amedrentada a la población". Insistió en que este tipo de palabras "son sencillamente actitudes para tratar verbalmente de atemorizar" a los colombianos.

"En eso andan desde hace más de 45 años, haciéndole daño al pueblo", agregó, al tiempo que invitó a sus compatriotas a consolidar su derecho legítimo a vivir tranquilos. Los instó a que, pacíficamente, se unan al Estado "contra todas estas expresiones criminales, violentas y terroristas", dijo la autoridad, según cita Infobae.

Mientras el ministro de Defensa, Rodrigo Rivera, aseguró que el mensaje "no es nada nuevo". "Ellos atacan con atentados, con minas antipersona, con explosivos. Agreden a mansalva y sobreseguro a la fuerza pública y a gente, pero también lo hacen con comunicados", expresó.

Al igual que Garzón, pidió al país tener presente eso "para no caer en su juego, que es el de causar terror". Afirmó, también, que la ofensiva de las FARC es una prueba de que Colombia ha "avanzado mucho" en la lucha contra el grupo insurgente.

El funcionario afirmó que "no se puede bajar la guardia ni cantar tempranamente victoria". Se comprometió a mantener el trabajo intenso y determinado para garantizar la derrota definitiva de "esa pesadilla del narcoterrorismo".