Bogotá. La evolución del vicepresidente de Colombia, Angelino Garzón, ha sido muy satisfactoria y los médicos creen que podrá ser trasladado de la Unidad de Cuidados Intensivos a una habitación y probablemente el fin de semana ya esté en casa.

Este martes se le retiró la ventilación mecánica y durante varias horas de la mañana permaneció sentado, con un muy buen semblante y en compañía de su esposa, Monserrat Muñoz.

Carlos Alberto Cardona, gerente de la Clínica Shaio, en donde fue intervenido y permanece internado Garzón, explicó que el vicepresidente tendrá una incapacidad de por lo menos un mes.

El presidente Juan Manuel Santos lo visitó un rato por la mañana: “he venido a expresarle mis mejores deseos por su pronta recuperación y a traerle un saludo a su señora que hoy está de cumpleaños al igual que yo”.