Brasilia. El presidente de China, Xi Jinping, dijo este miércoles en Brasilia que los países del Brics y Sudamérica, como estados emergentes y naciones en vías de desarrollo, constituyen "el poder creciente" en la estructura internacional.

"Debemos llevar conjuntamente el orden internacional hacia una dirección más justa y racional, defender el derecho de la gente a elegir por su propia cuenta el sistema social y el camino del desarrollo, fortalecer la gobernanza global y hacer que la comunidad internacional preste una mayor atención a los temas relacionados con el desarrollo", manifestó.

Xi realizó las declaraciones en un diálogo entre los líderes de los países del Brics y los presidentes de once países suramericanos, un evento llevado a cabo en Brasilia tras la conclusión de la sexta cumbre del Brics en la ciudad costera de Fortaleza, en el noreste de Brasil.

Los dirigentes de los países del Brics, entre ellos el propio Xi, la presidenta brasileña, Dilma Rousseff, el presidente ruso, Vladimir Putin, el primer ministro indio, Narendra Modi, y el presidente sudafricano, Jacob Zuma, asistieron al diálogo.

También estuvieron presentes en el encuentro los presidentes de Surinam, Desi Bouterse; de Argentina, Cristina Fernández; de Bolivia, Evo Morales; de Colombia, Juan Manuel Santos; de Chile, Michelle Bachelet; de Ecuador, Rafael Correa; de Guyana, Donald Ramotar; de Paraguay, Horacio Cartes; de Perú, Ollanta Humala; de Uruguay, José Mujica; y de Venezuela, Nicolás Maduro.

Durante el diálogo, Xi pidió esfuerzos para reforzar la conexión entre los dos grandes mercados del Brics y de Sudamérica.

"Los países del Brics pueden participar de manera activa en la construcción de infraestructuras, la exploración de recursos, el desarrollo industrial y los proyectos de recaudación de fondos en América del Sur", apuntó el presidente chino.

Además, las dos partes también podrían aumentar los intercambios interpersonales en favor de la amistad entre los pueblos, señaló.

Xi elogió la larga historia de los intercambios entre China y Sudamérica.

"La cooperación entre China y los países sudamericanos constituye para China una de las direcciones clave para la intensificación de su cooperación con los países en vías de desarrollo", destacó Xi.

"Estamos dispuestos a continuar siendo su buen amigo y socio, para facilitar el desarrollo de la cooperación integral entre China y América Latina", manifestó el líder chino.

China, que acogerá este año la reunión informal de líderes de las economías del foro de Cooperación Económica Asia-Pacífico (APEC, siglas en inglés), "está trabajando con todas las economías, incluidos miembros de América del Sur, para promover un marco para la integración económica Asia-Pacífico y una red intraconectada, y para desarrollar la asociación Asia-Pacífico orientada al futuro", resaltó Xi, quien agregó que China espera contar con la participación activa de las naciones sudamericanas.

Los líderes sudamericanos presentes afirmaron que el diálogo ha ofrecido una oportunidad para compartir las experiencias de desarrollo y trazar el desarrollo en el futuro.

También expresaron su convicción de que ambas partes cuentan con enormes potenciales de cooperación y deben promover la cooperación pragmática para avanzar en la integración económica regional.

Además, dieron la bienvenida al establecimiento de un banco de desarrollo de los países del grupo Brics y la creación de un fondo de reserva, y esperan que este mecanismo pueda ofrecer un apoyo para la recaudación de fondos y aumentar las capacidades de los países implicados para abordar los posibles riesgos financieros.

Los líderes sudamericanos recalcaron que la cooperación entre el Brics y Sudamércia no es sólo propicia para el crecimiento de ambas partes, sino también para la democratización de las relaciones internacionales y para la paz, la estabilidad y la prosperidad del mundo.