Madrid, Andina. El presidente del gobierno español, José Luis Rodríguez Zapatero, justificó este miércoles la muerte de Osama bin Laden a manos de fuerzas estadounidenses: “Es bastante entendible que las circunstancias hayan dado lugar al resultado de la operación”, manifestó en el Congreso de los Diputados.


El líder socialista aseguró que a él, como “a todos los demócratas”, le hubiera gustado que el líder de Al Qaida compareciera “ante la Justicia”, pero en sus primeras palabras públicas sobre la operación estadounidense en Pakistán dijo entender lo sucedido.

“Es muy probable que el destino de Bin Laden sea un destino buscado por él mismo después de su sanguinaria trayectoria”, manifestó Zapatero citado por la agencia DPA.

El presidente del gobierno español calificó a Bin Laden como “uno de los criminales más sádicos de la historia”. Y aseguró que su postura frente a la muerte del líder de Al Qaida se corresponde con “la posición de la comunidad internacional”.

Con sus palabras, Zapatero respondía a una pregunta parlamentaria del diputado de Izquierda Unida (IU) Gaspar Llamazares, quien calificó la muerte de Bin Laden de “asesinato extrajudicial, al margen de la legalidad internacional y de la mínima moral”.

“El fin no justifica los medios y el terrorismo de Estado no es un método de lucha legítima con el terrorismo”, dijo Llamazares, que aseguró “no reconocer” a Zapatero en su posición.