Bogotá. Un roedor que se creía extinguido desde 1898 fue avistado a comienzos de este mes por activistas de una organización ecológica que lograron fotografiarlo en el norte de Colombia.

El ratón arbóreo, del tamaño de un cuy, fue encontrado en la Sierra Nevada de Santa Marta por investigadores de ProAves, un organismo encargado del cuidado de la reserva natural El Dorado.

"Simplemente vino contoneándose hasta donde estábamos sentados y parecía totalmente impasible ante toda la emoción que estaba causando", dijo la británica Lizzie Noble, según declaraciones divulgadas por ProAves en su página en Internet.

El roedor, cuyo nombre científico es Santamartamys rufodorsalis, fue observado durante casi dos horas y después se internó en un bosque, refiere un despacho de la agencia de noticias DPA.

"Estamos muy orgullosos de que nuestra reserva natural El Dorado proporcione un refugio seguro y a perpetuidad para este raro y enigmático animal", dijo la directora de ProAves, Lina Daza.

"El descubrimiento de esta especie es un ejemplo del por qué es importante el establecimiento de áreas protegidas, las cuales pueden garantizar un espacio para la conservación de la tan amenazada biodiversidad colombiana", agregó.

De unos 45 centímetros de longitud y con una cola blanca y negra, el ratón arbóreo se caracteriza también por una melena rojiza alrededor del cuello.

Según ProAves, es probable que el ratón arbóreo se declare en situación de peligro crítico bajo los criterios de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza, pues preocupa que en esa zona del Caribe colombiano pululan gatos que se alimentan de roedores.