Santiago. Chile ha batido este lunes un nuevo récord en su cifra de casos diarios con casi 5.000 que sitúan el total de personas contagiadas de coronavirus en el país cerca de los 74.000.

La subsecretaria de Salud Pública, Paula Daza, ha informado en la comparecencia diaria de que hasta las 21.00 (hora local) del domingo se registraron 4.895 nuevos casos, el 90% en la Región Metropolitana, epicentro de la pandemia en Chile.

Tras este fuerte repunte, el total acumulado es de 73.997 casos de coronavirus, con lo que la nación suramericana se consolida como la tercera más afectada de América Latina, solo por detrás de Brasil y de Perú.

El balance se desglosa en 761 víctimas mortales --43 en las últimas 24 horas--; 43.934 casos activos, de los cuales 1.135 están ingresados en cuidados intensivos y 220 en estado crítico; y 29.302 pacientes recuperados.

Por su parte, el subsecretario de Redes Asistenciales, Arturo Zúñiga, ha reconocido que el sistema sanitario de Chile "está al límite". El presidente, Sebastián Piñera, "nos ha solicitado esfuerzos adicionales", ha revelado.

Así, ha anunciado la contratación de 8.000 trabajadores sanitarios, que suplirán a los 2.400 en cuarentena y reforzarán los centros de salud, y la reconversión de instalaciones enteras, como el Hospital Metropolitano, en unidades de cuidados intensivos.

Piñera se ha resistido a declarar una cuarentena nacional, argumentado que el daño económico sería excesivo, y ha optado por cuarentenas dinámicas por territorios, si bien en estos momentos todo el Gran Santiago, principal foco de infección, está confinado, lo que supone cerca de la mitad de la población del país.