Pasar al contenido principal
Crece el número de divorcios de los ecuatorianos que viven en España
Martes, Octubre 4, 2011 - 11:04

En 2010, 1.592 ecuatorianos (798 mujeres y 794 hombres) rompieron sus respectivos matrimonios, dejando como saldo 136 divorcios más que los registrados en el 2009; y, mirando un poco más atrás, 287 rupturas más que las producidas en el 2008.

Los divorcios de ecuatorianos radicados en España se han incrementado en los últimos años, según se desprende de un informe elaborado por el Instituto Nacional de Estadística (INE).

En 2010, 1.592 ecuatorianos (798 mujeres y 794 hombres) rompieron sus respectivos matrimonios, dejando como saldo 136 divorcios más que los registrados en el 2009; y, mirando un poco más atrás, 287 rupturas más que las producidas en el 2008.

El INE no indica el porqué del incremento de este fenómeno en los últimos años, aunque la babahoyense Ivonne Cabrera, que preside la Asociación de Latinoamericanos de Cerdanyola del Vallès, opina que una parte del problema tiene su raíz en un asunto de género.

“En España las mujeres somos más libres e independientes, mientras que los hombres ecuatorianos siguen estancados en su machismo. Me parece que por ahí surgen las discrepancias entre las parejas, que finalmente terminan separándose”, afirmó Cabrera.

Juan Torres, presidente electo de la Federación de Asociaciones de Ecuatorianos en Cataluña, afirma que muchos de los divorcios están estrechamente ligados a la crisis que atraviesan las familias de inmigrantes asentadas en España.

No en vano, el número de desempleados superaba los 200.000 en el colectivo de ecuatorianos, que tiene una población económicamente activa de 344.338, de acuerdo con datos del Ministerio de Trabajo e Inmigración.

“La crisis está obligando a los hombres ecuatorianos –que antes se ganaban la vida en la construcción-  a buscar trabajo en otros países, como Alemania, Suecia o Estados Unidos. En cambio sus mujeres se están quedando aquí, porque para ellas, hay más opciones de empleo en España. Es decir, otra vez se está rompiendo la unidad familiar”, dice Torres.

Según el INE, 589 de los divorcios registrados en 2010 fueron protagonizados por parejas integradas por ciudadanos ecuatorianos, exclusivamente. No obstante, destaca el divorcio de167 ecuatorianas casadas con europeos y 15 con inmigrantes colombianos; en cuanto a los hombres ecuatorianos, 174 rompieron el matrimonio que mantenían con mujeres europeas.

En lo referente a la edad, 219 de las ecuatorianas divorciadas en el 2010 se encuentran entre los 40 y 49 años; 208 entre los 30 y 34 años; 145 entre los 35 y 39; 125 entre los 25 y 29 años; 67 entre los 50 y 59 años; 29 entre los 19 y 24 años y 5 entre los 60 y 69 años.

En cuanto a los hombres, 269 se sitúan en la franja que va entre los 40 y 49 años de edad; 189 tiene entre 30 y 34 años; 167 entre 35 y 39 años; 93 entre los 25 y 29 años; 58 entre los 50 y 59 años; 9 entre los 60 y 69, y también 9 entre los 19 y 24 años.

El INE ha precisado que, en términos generales, de todos los divorcios registrados en España en el 2010, se aprecia un aumento en términos relativos, tanto de las disoluciones en las que ambos cónyuges fueron extranjeros (4,4% en 2009), como de aquellas en las que al menos uno de los cónyuges era extranjero (8,4%).

Autores

El Universo.com