Bucarest. Diez efectivos murieron este lunes cuando una aeronave militar con 13 personas a bordo se estrelló poco después de despegar de un aeropuerto en la ciudad de Tuzla, en el sudeste de Rumania, informó el ministerio de Defensa.

Reportes iniciales indicaron que la nave, un Antonov An-2 que pertenecía a una pequeña escuela militar de la fuerza aérea, transportaba a 11 personas.

"La aeronave (...) que estaba en una misión de vuelo para entrenamiento de paracaídas, se estrelló el lunes", dijo el Ministerio de Defensa en un comunicado. "Diez militares perdieron la vida en la catástrofe aérea y tres resultaron heridos", agregó.

La nave transportaba una tripulación de cuatro personas y a nueve miembros de las fuerzas navales, sostuvo el comunicado.

El avión se estrelló poco después de despegar y se incendió cuando cayó a tierra, informó el ministerio. Bomberos apagaron las llamas unos 35 minutos después.

Los tres sobrevivientes fueron llevados a un hospital de emergencia en la ciudad de Constanta, a 20 kilómetros del lugar del accidente, y estaban en condición grave, dijo un doctor a cargo de coordinar el rescate a la estación de televisión local Realitatea.

El ministro de Defensa, Gabriel Oprea, nombró una comisión para investigar la causa del accidente.