Abuya. Tres iglesias en Nigeria fueron sacudidas por explosiones este domingo cuando se celebraban misas por Navidad y en una de ellas, ubicada cerca de la capital del país, hasta el momento había 19 muertos según testigos.

Personas en el lugar declararon que la iglesia de Santa Teresa en Madala -una ciudad satélite a unos 40 kilómetros del centro de la capital nigeriana, Abuya- estaba repleta en el momento de la explosión, que también destrozó los vidrios de las ventanas de casas vecinas.

Miembros de los servicios de emergencia declararon que hasta el momento se habían contabilizado 12 cadáveres, poco después de haber dicho que no había suficientes ambulancias disponibles para evacuar a todos los muertos y heridos.

Horas después, otra explosión sacudió la iglesia Montaña de Fuego y Milagros en Jos, una ciudad del centro del país, relataron testigos y policías.

Posteriormente una tercera explosión tuvo lugar en una iglesia en la ciudad nororiental de Gadaka, dejando varios heridos.

"Escuché la explosión. Mi casa se sacudió", dijo sobre la explosión en Madala un vecino del lugar, Tony Akpan.

"Salí hacia el frente de la iglesia para ver que estaba pasando. Yo mismo conté 19 cadáveres, muchos de ellos mutilados, y había cinco vehículos destruidos", agregó.

Algunas personas dijeron que la explosión ocurrió dentro de la iglesia, pero otras pensaban que se produjo fuera del edificio.

El portavoz del servicio nacional de emergencias, Yushau Shuaib, que primero había confirmado que había estallado una bomba dentro de la iglesia, más tarde emitió un comunicado diciendo que la explosión tuvo lugar en una autopista cercana, no en la iglesia misma.

Nadie se atribuyó la autoría de la explosión, pero la secta islamista Boko Haram ha sido responsabilizada por docenas de ataques con bombas y disparos en el norte del país, y se ha atribuido dos atentados con bombas en Abuya este año.