Washington. Las Fuerzas Armadas estadounidenses terminaron sus principales operaciones de ayuda en Haití, tras el terremoto de enero, pero continuarán con proyectos humanitarios y de construcción.

Así lo anunció el Comando Sur de EE.UU. con sede en Miami, que señaló que un contingente de 500 soldados de la Guardia Nacional participará en proyectos de asistencia humanitaria en las zonas rurales del país caribeño.

En el marco de las tareas humanitarias, el buque naval Iwo Jima llegará a la costa haitiana en julio, con personal que entregará cuidados médicos y realizará operaciones quirúrgicas especializadas, señaló la Voz de América.

Además, el alcalde de Nueva York, Michael Bloomberg, señaló que bomberos y trabajadores viajarán a Haití, para enseñar técnicas de respuesta de emergencias a 400 residentes desplazados por el terremoto.