Berlín. Andina. La mayoría de los alemanes rechaza la concesión de otros fondos de rescate a Grecia, revela hoy una encuesta del instituto demoscópico Emnid y que fue publicada por el diario Bild.

De acuerdo con la consulta, 62% de la población germana cree que el Parlamento debería vetar las nuevas ayudas a la nación helénica, estimada en 130 mil millones de euros.

La consulta también revela la desconfianza de la primera economía europea en que otro auxilio financiero a la alicaída economía griega le pueda salvar de la bancarrota.

En esas circunstancias y también en medio de polémicas dentro del Gobierno de Berlín, el Parlamento deberá aprobar mañana el segundo paquete de rescate a Grecia.

Para el ministro alemán de Finanzas, Wolfgang Schaeuble, otras ayudas a Atenas no resolverán la crisis.

Más reacia fue la postura del titular de Interior, Hans-Peter Friedrich, quien instó a Grecia a abandonar la Eurozona.

Se espera que prospere la aprobación del rescate adicional ya que cuenta con el respaldo de los partidos de la coalición oficialista que encabeza la canciller, Angela Merkel, formada por la Unión Cristianodemócrata, la Unión Social Cristiana y los liberales.

También adelantaron su respaldo los partidos de la oposición, socialdemócratas y verdes, informó Prensa Latina.

El auxilio financiero con el que el gobierno griego intenta sortear la bancarrota se sumaría a otro otorgado en 2010 por la Unión Europea y el Fondo Monetario Internacional a cambio de medidas antipopulares.

En ese país, el 79% de la población considera que el precio a pagar por el rescate es demasiado alto.

A juicios de autoridades comunitarias, tal ayuda va condicionada a "la identificación de medidas concretas por valor de 325 millones de euros.

Por ahora, Grecia permanece en una recesión de la economía, que ya entra en su quinto año, en tanto se agravan por los recortes la situación de los trabajadores y de los desempleados, los cuales suponen el 20% de la población activa.