Ciudad de México. Sandra Avila Beltrán, la narcotraficante mexicana conocida como "La Reina del Pacífico" , fue liberada este sábado por órdenes de un tribunal de México, informaron medios locales.

De acuerdo con los primeros reportes, Avila Beltrán abandonó esta noche el Centro Federal de Reinserción Social número 4, localizado en el estado mexicano de Nayarit.

La magistrada del segundo Tribunal Unitario del tercer circuito, María Dolores Olarte Ruvalcaba, revocó la sentencia dictada por un juez, en septiembre de 2014, en la Avila Beltrán, fue condenada a 5 años de prisión y 1.000 días de multa por ser responsable del delito de operaciones de procedencia ilícita.

La magistrada del penal federal en Jalisco ordenó "su inmediata libertad" argumentando que Avila ya había sido juzgada por el mismo delito, tanto en México como en el extranjero.

La mujer salió del penal con el rostro cubierto y sin dar declaraciones a los medios nacionales e internacionales que la esperaban; abordó de inmediato una camioneta, la cual fue seguida por otros dos vehículos de lujo en donde se presume que viajaban los familiares de Sandra Avila.

Avila Beltrán, de 54 años, fue capturada en 2007 junto con su esposo, el también narcotraficante, Juan Diego Espinosa Ramírez.

Tras ser detenida fue trasladada al penal de Santa Martha Acatitla (capital mexicana), acusada de los delitos de posesión de cocaína, delitos de los cuales fue absuelta en diciembre de 2010, luego de que la Fiscalía mexicana no aportara las pruebas suficientes.

Un año después, un juez le dictó auto de formal prisión por el delito de "lavado de dinero", por lo que en el mismo año fue trasladada a un penal federal en Nayarit.