Ciudad de México. Al menos 25 personas fueron asesinadas a tiros en diversos estados de México durante el fin de semana, informaron fuentes oficiales y medios locales, en medio de una ola de violencia que atraviesa el país y que el año pasado marcó récords.

En el hecho más sangriento del fin de semana, nueve personas fallecieron en un ataque armado en el municipio de San Nicolás de los Garza, en el norteño estado Nuevo León.

Según fuentes oficiales, la noche de este sábado cuatro encapuchados irrumpieron en una casa donde se llevaba a cabo una celebración y dispararon contra los hombres que estaban viendo un partido de fútbol. El hecho dejó, además, cuatro heridos.

México cerró el año pasado con más de 25.000 asesinatos -el año más violento desde que se tienen registros-, la mayoría en zonas marcadas por la criminalidad de cárteles de la droga y otras organizaciones delictivas.

En los últimos días la violencia ligada al narcotráfico ha arreciado en el país. En Tamaulipas, en el nororiente del país, la semana estuvo marcada por las balaceras, detonaciones y bloqueos de vías.

En el balneario turístico de Acapulco, al pie del océano Pacífico, un turista fue asesinado la madrugada del domingo tras una balacera en el interior de un bar. En Cancún, otro centro turístico sobre el Caribe, un grupo comando irrumpió en un bar el sábado y abrió fuego dejando tres muertos y cuatro heridos.

También durante la madrugada del sábado, pero en Veracruz, otro grupo armado irrumpió en un bar y atacó a tiros a los clientes, empleados y músicos, matando a dos personas.

El estado es particularmente violento porque su control es disputado por el Cártel de Jalisco Nueva Generación (CJNG), los Zetas y el cártel del Golfo. Otros seis asesinatos se produjeron el fin de semana en Ciudad Juárez y cuatro en Tamaulipas.

En los últimos días la violencia ligada al narcotráfico ha arreciado en el país. En Tamaulipas, en el nororiente del país, la semana estuvo marcada por las balaceras, detonaciones y bloqueos de vías, según reportes de medios locales.

En México, más de un millar de personas son asesinadas cada mes, muchas de las cuales también son torturadas, descuartizadas, quemadas o encontradas en fosas clandestinas donde grupos delictivos suelen dejar a sus víctimas.

El país latinoamericano elegirá nuevo presidente en julio y uno de los principales reclamos de los ciudadanos han sido el combate al crimen y a la corrupción.