Caracas. Las Naciones Unidas (ONU) y la Organización de Estados Americanos (OEA) condenaron la decisión del juez venezolano, William Páez, de prohibir a los medios de comunicación escritos publicar imágenes de hechos violentos, y exigieron la anulación total de la medida.

Los organismos consideraron la resolución como una "medida de censura previa" que "compromete seriamente el derecho a la libertad de expresión" en Venezuela.

Los relatores para la Libertad de Expresión de ambos organismos internacionales, Frank La Rue y Catalina Botero recordaron a través de un comunicado de prensa que la Convención Americana de Derechos Humanos prohíbe la censura previa, "salvo cuando se trate del control legal de espectáculos públicos con el objeto de regular el acceso a ellos para la protección moral de la infancia y la adolescencia".

Asimismo indicaron que la Corte Interamericana en reiteradas sentencias ha establecido que "límites vagos o imprecisos a la libertad de expresión resultan contrarios a la garantía de este derecho, dado que pueden amparar decisiones arbitrarias que limiten de manera ilegítima la circulación de ideas y opiniones", informó El Universal.

Por ello, los relataron pidieron a la Justicia venezolana revocar totalmente la medida, argumentando que si éste se mantiene "obligará a los medios de comunicación a abstenerse de informar sobre una amplia gama de asuntos de interés público que la sociedad venezolana tiene derecho a conocer".

Este jueves en la tarde, el juez Páez levantó parcialmente las restricciones, que sí mantuvo para los diarios El Nacional y Tal Cual.