Berlín. El canciller salvadoreño, Jaime Miranda, expresó este viernes en declaraciones a Efe su apoyo a la comisión especial de la Unión de Naciones Suramericanas (Unasur) en su papel de mediador en Venezuela.

Tras entrevistarse con el ministro de Exteriores alemán, Frank-Walter Steinmeier, y abordar la inestabilidad en Venezuela, Miranda manifestó su confianza en que este grupo de cancilleres, que se reunirá en Caracas el 25 y el 26 de marzo, tenga éxito en su tarea.

"Tengo la esperanza de que (la comisión especial) logre caminos de diálogo para resolver las contradicciones internas en Venezuela", señaló Miranda.

Según indicó este viernes el canciller brasileño, Luiz Alberto Figueiredo, de visita también en Berlín, el objetivo de la misión de Unasur es "apoyar el diálogo" entre "todas las fuerzas políticas" de Venezuela y pacificar la situación, ya que es "importante" que las diferencias entre las partes se resuelvan de forma democrática y no con violencia.

Unasur decidió establecer el 12 de marzo una comisión especial de cancilleres para "acompañar al Gobierno de Venezuela en el diálogo que está impulsando para que las diferencias sean tratadas como debe ser: democráticamente, a través del diálogo, conversación, a través de soluciones pacificas y no violentas".

La Unión de Naciones Suramericanas está formada por doce países: Argentina, Bolivia, Brasil, Colombia, Chile, Ecuador, Guyana, Paraguay, Perú, Surinam, Uruguay y Venezuela.

Venezuela vive una oleada de protestas desde el pasado 12 de febrero contra el Gobierno de Nicolás Maduro, en la que se han registrado actos de violencia y un saldo oficial de 31 muertos, más de 450 heridos y casi 2.000 detenidos, 121 de ellos aún en prisión.