Roma. Tras una semana de interrupción debido al mal tiempo, continuaron hoy los preparativos para bombear el crudo del crucero Costa Concordia, varado ante las costas de la isla italiana de Giglio tras naufragar el pasado 13 de enero, se informó hoy.

La empresa holandesa Smit, contratada para ello, accedió este domingo al barco, señalaron medios italianos.

Los trabajos consisten en abrir dos agujeros en seis tanques de combustible, en los que se encuentran más de la mitad de las 2 mil 300 toneladas, en su mayoría aceite pesado. Para los preparativos se necesita un día y otro para iniciar el bombeo, según se dijo.

El aceite pesado debe calentarse primero y después desviarse por una apertura de salida. Al mismo tiempo, por la segunda apertura, se introducirá agua en el tanque, para compensar el peso y la presión.

Los equipos de rescate habían terminado ya casi sus preparativos cuando el fuerte viento y las mareas obligaron hace una semana a interrumpir los trabajos. Tras el accidente del 13 de enero fueron rescatados 17 cadáveres.

Como se sabe, 15 pasajeros y miembros de la tripulación continúan desaparecidos, entre ellos seis alemanes.

La situación meteorológica mejoró y la búsqueda de los desaparecidos podrá continuar, informó DPA, cuyo despacho recoge el diario La Tercera de Chile.