París.
Se suicidó la madre de la famosa modelo francesa, Isabelle Caro, protagonista de una fuerte campaña contra la anorexia y que más tarde muriera como consecuencia de esa enfermedad, según publicó este jueves el diario The Times.

Debido al sentimiento de culpa por la muerte de su hija, Marie Caro decidió terminar con su vida, indicó su esposo y padrastro de la modelo, Christian.

"Se sentía responsable de haber ingresado a su hija en el Hospital Bichat. Mi hija no quería ir al hospital", explicó el padrastro al medio inglés.

Además, Christian se manifestó dispuesto a demandar al hospital en el que falleció su hija, porque cree que su muerte fue fruto de una negligencia médica.

En una entrevista realizada hace unos años atrás con CBS News, Isabelle relacionó su enfermedad a los deseos de su madre de que ella no creciera. “No me dejaba salir porque había escuchado que el aire fresco hace que los chicos crezcan, por eso me encerraba en casa. Era totalmente traumático”, manifestó.

La modelo se transformó en el símbolo de la campaña del fotógrafo Oliviero Toscano en 2007 con el lema "no a la anorexia", transformándose en embajadora de la enfermedad según la revista Stern de Alemania.

Isabelle tenía 28 años al momento de morir en el hospital frances Bichat por un cuadro de deshidratación severa en noviembre de 2010.

Isabelle padecía la enfermedad desde los 13 años, llegó a medir 1,64 cm y a pesar 31 kilos.