Más de 62.000 adictos a la cocaína habría en Bolivia, según el último estudio del Centro Latinoamericano de Investigación Científica (Celin).

El informe de Celin detalla que hace cinco años la tasa de prevalencia de consumidores de esta droga en este país era de 43.422 personas, cifra que al primer semestre de este año aumentó a 62.679, de los cuales 45.775 son hombres, publica La Razón.

“Este incremento, sin duda, es bastante sustancial”, sostuvo a el director ejecutivo del Celin, Franklin Alcaraz.

El documento, presentado el 3 de agosto, detalla además que la tasa de incidencia en el consumo de cocaína, el 2005, era de 77,61 personas por cada 100.000 habitantes, tasa que en 2010 subió a 145,05 sujetos.

La incidencia es el número de casos nuevos de consumidores que se iniciaron en un lapso de tiempo por cada 100 mil habitantes.

El estudio del Celin comparó datos de 1992, 1996, 1998, 2000, 2005 y 2010, en cuanto al consumo de alcohol, tabaco, cocaína (clorhidrato y base), marihuana y otras drogas, en personas de 12 a 65 años.

Alcaraz explicó que se detectaron cuatro periodos fundamentales sobre las variaciones del uso de cocaína. Entre 1992 y 1996 se registró un consumo “casi explosivo” de esta droga, cuando el número de personas que la requerían subió de 2.184 a 12.870 en todo el país.