Sao Paulo.- Las cuatro principales empresas aéreas brasileñas (Gol, Latam, Azul y Avianca) registraron el año pasado pérdidas de 1.930 millones de reales (unos US$497 millones), según datos oficiales divulgados hoy por la prensa local.

Un informe de la Agencia Nacional de Aviación Civil (ANAC) indicó que la compañía Azul fue la única que tuvo un beneficio neto de 170,2 millones de reales (US$44 millones) en 2018, mientras que Gol, que es líder del mercado, tuvo las mayores pérdidas por 1.100 millones de reales (US$283 millones).

La Asociación Brasileña de Empresas Aéreas (ABEAR) afirmó que el sector enfrenta un escenario de inestabilidad por la tasa de cambio y el encarecimiento general de costos como el combustible.