La producción de minerales y metales en México se redujo 5.5% anual durante enero, ésta revela la mayor caída en la producción minerometalúrgica en 12 meses. Además, representa el primer descenso en producción luego de hilar dos meses de crecimiento al cierre de 2017.

De los 17 minerales y metales que de producen en el país, 11 reportaron pérdidas en producción al iniciar el año. Las cifras originales del Inegi publicadas la mañana de este miércoles, señalan que la producción de azufre fue la más deprimida.

Comparada con enero del año pasado, la producción de azufre disminuyó 21.7%, con dicha variación acumula tres meses de descensos de alrededor de 20% anual y 32 meses de caídas constantes.

La producción de fosforita fue la segunda más afectada, cayendo 15.1% en este periodo, con lo que hila un año en terreno negativo.

Entre los metales preciosos, destaca la baja de 4.3% anual en la extracción de oro, la décima reducción de forma consecutiva para este metal.

La extracción de plata, fierro y cobre, en las que México es líder, fue otra de las más afectadas. Respecto a enero del año pasado la producción de plata disminuyó 13.6%, la de fierro 10.1% y la cobre 7.5%.

Entre los metales preciosos, destaca la baja de 4.3% anual en la extracción de oro, la décima reducción de forma consecutiva para este metal.

Por el contrario, la producción de yeso fue la más dinámica al arrancar el 2018, con un alza de 19.5% en el último año. La producción de sal fue la segunda de mayor expansión, al aumentar 12.2% en comparación con enero de 2017. En ambos casos, la producción de estos minerales no metálicos acumula seis meses de crecimiento sin interrupción.