La firma estadounidense firmó un acuerdo para comprar los activos de gas y petróleo que la compañía Devon Energy Corp tiene en el Golfo de México. Se trata de una transacción que demandará una inversión cercana a los US$ 1.050 millones. La firma, cuya casa matriz se ubica en Houston, se dedica a la producción de crudo y gas natural. Con la adquisición podrá producir 9.500 barriles de petróleo y 55 pies cuadrados de gas por día. El acuerdo estaba por cerrarse al cierre de esta edición.