El dengue es una de las grandes epidemias que siguen afectando a América Latia. El problema es que se da principalmente en zonas rurales remotas, donde es difícil tratar a los enfermos y hacer un monitoreo. Ahí donde había un problema, Nokia encontró una oportunidad.

Móviles detectan brotes

La finlandesa de celulares lanzó el proyecto Nokia Data Gathering, que busca combatir las enfermedades y que trabaja en coordinación con el Departamento de Salud del Estado de Amazonas y la Fundación de Vigilancia en Salud. Para eso, pasan celulares (Nokia E61 y E71) a 50 profesionales de esta área quienes recogen las estadísticas de posibles brotes en aldeas remotas, para adoptar las medidas de emergencia y salvar a las personas del contagio. De hecho, entre 2008-2009, los casos de dengue pasaron de 3.522 a 245. Según Kola-Nystrom, “estas comunidades van creando culturas y dando valor a las economías donde operamos”. Una buena forma de crecer en América Latina y su penetración de celulares de 66%.