¿Cuál es el componente más raro que hay dentro de un iPhone? Una tierra rara. Las llamadas “tierras raras” son en realidad metales con propiedades singulares. 

China posee el 83% de todos los yacimientos conocidos (ver gráfico) y en 2010 impuso cuotas de exportación. Hace pocas semanas, la Organización Mundial del Comercio (OMC) declaró que el gigante asiático “no ha demostrado que estén justificadas las cuotas de exportación que aplica a varias formas de tierras raras, tungsteno y molibdeno”. 

La insuficiencia en su abastecimiento global abre espacio para nuevos jugadores. Es así como Grupo México, la mayor empresa minera del país azteca, está evaluando iniciar operaciones de explotación de tierras raras en Chihuahua y Sonora. Investigaciones de universidades mexicanas dicen que también hay depósitos de estos metales en Oaxaca y Chiapas. El negocio está bien aspectado: la demanda de tierras raras ascenderá a 160.000 toneladas en 2016. Parece poco, pero no lo es. Uno de esos metales, el praseodimio, se vende a US$122 el kilo.

4941