¿Qué tal crear un espejo que nos diga cómo nos veríamos con las prendas disponibles en nuestro roperos? Adidas Originals ha creado lo más parecido a ello hoy en día. Ello gracias a la Realidad Aumentada (AR por sus siglas en inglés), tecnología que combina imágenes reales y virtuales en tiempo real.

“Buscábamos llamar la atención con algo distinto y novedoso. Atrás quedó el evento de inauguración con un personaje famoso o el paga dos y te regalamos uno”, dice Claudia Razmilic, directora de retail marketing de Adidas. La responsable de crear esta aplicación al sector retail fue 3D Spirit, compañía chilena con sólo un año de vida, pero que ya cuenta en su cartera con clientes como Blackberry o Nestlé. “Nosotros ofrecemos el servicio completo, desde personalizar la aplicación de AR para cada cliente, a instalar los módulos y hacer una estrategia de promoción”, explica Felipe Luer, gerente general de 3D Spirit.

En el caso de Adidas Originals, actualmente el sistema se encuentra funcionando en cuatro de las tiendas de Chile.

“Hasta ahora lo que conocíamos eran imágenes estáticas a las que uno se amoldaba, como si fueran los cartones de nuestra infancia”, detalla Luer. Ahora, una webcam graba un video del cliente en tiempo real y sobre ese video se aplican las imágenes virtuales, en este caso, conjuntos de ropa. “Mediante un facetracking la cámara registra donde está la cara y pone la chaqueta o el vestido debajo”, dice Luer. La ropa se amolda a nuestro cuerpo, “realizando una deformación de ella sólo del 10% - 15%, nunca cambiando el diseño de la prenda”, concluye. Claro, además la ropa real no se arruga ni desgasta a causa de los indecisos.