DIJIMOS: El cáncer de laringe del ex presidente brasileño amenaza con desordenar al oficialismo en un año de decisiones complejas para Dilma Rousseff (“Vacío de liderazgo”, AméricaEconomía Nº 407, enero de 2012).

LO NUEVO: Los médicos que atienden al ex presidente brasileño habrían logrado una primera gran victoria contra el cáncer que lo aqueja (en rigor faltan casi cinco años de tratamiento), lo que le permitirá retomar su protagonismo en la escena política con renovada fuerza. Según la revista IstoÉ, “el Lula que sale del calvario del cáncer es inevitablemente un mito robustecido, sin paralelo en la historia política brasileña”.