El fabricante brasileño de aeronaves obtuvo un compromiso de préstamos por US$ 1.000 millones de un grupo de 25 bancos para financiar exportaciones y necesidades de capital de trabajo. El préstamo sindicado, que fue negociado por BNP Paribas y otras seis instituciones crediticias, permitirá a Embraer hacer uso de los fondos en cualquier momento durante los dos próximos años.