DIJIMOS: En un país en que tres de sus presidentes han reconocido haber fumado marihuana alguna vez en su vida, la necesidad por encontrar políticas más realistas que sintonicen con el reconocimiento social que tienen las drogas, especialmente la marihuana, ha encontrado acogida en líderes globales de todos los signos políticos (“La otra libertad”, AméricaEconomía Nº 404, octubre, 2011).

LO NUEVO: Según una encuesta de Gallup, un 50% de los estadounidenses está a favor de la legalización de la marihuana. Es el porcentaje más alto en la historia del país y un salto de más de cuatro puntos respecto del nivel de aprobación de hace un año. En contrapartida, un 46% de los encuestados prefiere mantener la prohibición.