Pasar al contenido principal
Siete películas emblemáticas fuera del circuíto de Hollywood que pasaron por Cannes
Lunes, Mayo 16, 2016 - 15:31

Esta selección, incluye filmes de diversas partes del mundo, los cuales abordan diferentes tématicas.

El Festival de Cannes es considerado como uno de los encuentros cinematográficos más importantes en el mundo. Cada año, durante una semana, se presentan variados filmes de diversas partes del mundo.

A continuación, siete películas emblemáticas fuera del circuíto de Hollywood que pasaron por este reconocido festival:

Amores perros (Alejandro G. Iñárritu, México, 2000)

La película constituyó el nacimiento de uno de los referentes actuales de la cinematografía mexicana.

Chico conoce chica (Boy meets girl, Léos Carax, Francia, 1984)

Esta película fue filmada en un pulcro blanco y negro. Se puede apreciar, dentro de una historia de amor marcada por lo delicado y lo incomprensible, un romance que deambula entre los ecos del cine mudo, Bresson o el mismísimo Jean-Luc Godard.

Respire (Mélanie Laurent, Francia, 2014)

Una sorpresa en la Semana de la Crítica de 2014 que inexplicablemente no encontró distribución. Basada en una novela de Anne-Sophie Brasme.

Clerks (Kevin Smith, Estados Unidos, 1994)

Se convirtió una cinta de culto en la que la frescura de sus diálogos logró el reconocimiento de su director, quien acabó llevando a la gran pantalla dos secuelas de su debut a la vez que siguió ideando nuevas películas como la vilipendiada "Tusk" (2014).

El fluir de las lágrimas (角卡門, Wong gok ka moon, Wong Kar Wai, Hong Kong, 1989)

Esta es la carta de presentación de uno de los nombres encargados de encarnar una posmodernidad que hará de la fragmentación, la narración críptica y los estereotipos un material de ensayo metacinematográfico.

Otoshiana (おとし穴, Hiroshi Teshigahara, Japón, 1963)

Temas, la soledad, el espacio abandonado y la abstracción fantástica que interroga a sus personajes sobre su propia idiosincrasia.

It Follows (David Robert Mitchell, Estados Unidos, 2014)

Aclamada entre los amantes del cine de género y por la cinefilia en general, "It follows" supuso no tan sólo una sorpresa en Cannes sino también en Sitges.

 

Autores

El Espectador / LifeStyle