El presidente de Eletrobras, Wilson Ferreira, ha comunicado su dimisión del cargo por motivos personales, según ha informado la eléctrica brasileña en un comunicado.

Ferreira se mantendrá en el cargo de presidente hasta el próximo 5 de marzo, de cara a realizar una transición ordenada para su sucesor, que todavía no ha sido nombrado.

La compañía ha agradecido a Ferreira por su liderazgo en la reestructuración organizativa y financiera del sistema de Eletrobras durante aproximadamente cuatro o cinco años.

"Ferreira se mantendrá en el cargo de presidente hasta el próximo 5 de marzo, de cara a realizar una transición ordenada para su sucesor, que todavía no ha sido nombrado".

Eletrobras ha destacado su gestión, en la que alcanzó "beneficios récord" y redujo los costes operativos, a través de la privatización de los distribuidores y con programas de eficiencia. Asimismo, ha resaltado la finalización de varias obras atrasadas y la resolución de importantes litigios en los Estados Unidos relacionados con la operación 'Lava Jato'.

La compañía energética está en la lista de estatales que el Gobierno brasileño quiere privatizar antes de que termine 2021 para poder reducir la deuda pública del país.