La Habana.- Médicos y enfermeros de Cuba dijeron este sábado estar listos para ayudar a frenar la propagación del coronavirus en la región de Lombardía, Italia, una de las naciones que por primera vez ha solicitado la cooperación de los profesionales de la isla caribeña.

La brigada cubana está integrada por 36 médicos, 15 enfermeros y un experto en logística. Italia es uno de los países más golpeados por la pandemia, al superar el pasado viernes las 4.000 muertes a causa de la enfermedad.

"Miedo tenemos todos. Pero hay una tarea revolucionaria que cumplir, el miedo se controla y se pone a un lado", dijo a Reuters el doctor Leonardo Fernández, de 68 años, especialista en medicina interna y terapia intensiva.

Fernández, quien junto al resto de la brigada agitaba entre sus manos pequeñas banderas de Cuba e Italia, dijo que Lombardía será su octava misión médica, incluyendo la batalla contra el ébola en Liberia.

"Quién diga que no tiene miedo es un superhéroe y nosotros somos médicos", señaló.

Cuba es reconocida por su preparación ante desastres naturales y epidemias por la destreza y voluntad de sus doctores y enfermeros. La cooperación médica cubana se ha extendido a países de África, Asia, América Latina y el Caribe, incluyendo a Venezuela y Nicaragua, dos de sus aliados en la región.

"Para mí esta colaboración constituye un reto y para la medicina cubana aún más. Vamos a cumplir una honrosa tarea, basada en el principio de la solidaridad", dijo el doctor Graciliano Díaz, de 64 años.

Cuba tiene 8,2 médicos por cada 1.000 habitantes, una de las tasas más altas del mundo, según el Banco Mundial. Esta es la sexta brigada médica que viaja recientemente para cooperar en el combate al mortal brote. Antes viajaron médicos cubanos a Jamaica, Venezuela, Nicaragua, Surinam y Granada, buscando evitar la propagación del nuevo coronavirus.