El índice S&P 500 y el Promedio Industrial Dow Jones alcanzaron este viernes máximos récord, en momentos en que los índices continúan una sólida racha semanal ante mayores expectativas de un recorte de tasas de interés este mes.

En sus dos días de audiencias ante el Congreso, el presidente de la Reserva Federal, Jerome Powell, dijo que la economía de Estados Unidos aún está bajo amenaza de la decepcionante actividad fabril, la contenida inflación y la guerra comercial por lo que el banco central estaba preparado para "actuar como sea apropiado".

"Él (Powell) ha dicho todo lo que puede, salvo decir directamente que vamos a reducir las tasas de interés", afirmó Randy Frederick, vicepresidente de operaciones y derivados de Charles Schwab en Austin, Texas. "Los futuros de los fondos federales nos decían hace un mes que iba a pasar, pero Powell ha confirmado que ese es el caso".

Sin embargo, los inversores se mantenían cautos debido a la amenaza de Pekín de imponer sanciones sobre firmas estadounidenses que venden armas a Taiwán, después que Washington aprobó la posible entrega por US$2.200 millones de tanques, misiles y equipos relacionados.

El S&P 500 cotizó por sobre la marca de los 3.000 puntos por tercera sesión seguida, respaldado también por un alza del 0,59% en el sector tecnológico, el de mejor desempeño en lo que va del año dentro del referencial. Las acciones de Apple Inc lideraban las ganancias.

El sector del cuidado de la salud perdía un 1%, la mayor baja dentro de los 11 principales sectores del S&P, presionado por el desplome de 15% en Illumina Inc. Los ingresos preliminares del segundo trimestre de la compañía de secuenciación de genes estuvieron por debajo de las estimaciones.

A las 1618 GMT, el Dow Jones subía 139,37 puntos, o un 0,51%, a 27.227,45 unidades; el S&P 500 avanzaba 3,60 puntos, o un 0,12%, a 3.003,51 unidades; y el tecnológico Nasdaq Composite ganaba 13,51 puntos, o un 0,16%, a 8.209,55 unidades.

Sin embargo, los inversores se mantenían cautos debido a la amenaza de Pekín de imponer sanciones sobre firmas estadounidenses que venden armas a Taiwán, después que Washington aprobó la posible entrega por US$2.200 millones de tanques, misiles y equipos relacionados.

Las acciones de Ford Motor Co ganaban un 1,82% después de que la compañía y Volkswagen AG unieron fuerzas para desarrollar autos autónomos y eléctricos.