Santiago. Un grupo de 33 expertos en comercio internacional de Latinoamérica defendieron este miércoles en Santiago el comercio multilateral, ad portas de la cumbre del G-20.

"América Latina no puede permanecer al margen de este crucial debate. Ya es hora de que nuestros liderazgos se manifiesten. El rol de Mercosur y de la Alianza del Pacífico aquí es insustituible y hasta ahora no se ha manifestado", señalaron en una declaración conjunta.

Especialistas de 11 países compartieron esta declaración, que busca defender y reformar la Organización Mundial de Comercio (OMC) y expresar preocupación por las prácticas comerciales "que están erosionando el multilateralismo".

El grupo fue organizado por los ex directores de la Dirección General de Relaciones Económicas Internacionales (Direcon) de la cancillería chilena: Alejandro Jara, Andrés Rebolledo y Osvaldo Rosales.

Recalcaron que el sistema multilateral de comercio "vive una profunda crisis, donde las dos principales economías están embarcadas en disputas comerciales que afectan al conjunto de la economía mundial".

Frente al escenario actual, los convocados expresaron además lo imprescindible que es defender un comercio regido por normas y evitar un sistema en el que el poder político sea lo que prime en el comercio y en las inversiones.

"EE.UU. está cuestionando el Organo de Apelación de la OMC y al trabar la nominación de sus miembros, podría hacerlo inoperante a fines del 2019", precisó el documento, y añadió que otros países han reaccionado a esta situación "con medidas de retaliación".

Muchos de los firmantes de esta declaración han tenido responsabilidad en la conducción de la política comercial desde los gobiernos, organismos internacionales y la academia, en sus respectivos países.

Frente al escenario actual, los convocados expresaron además lo imprescindible que es defender un comercio regido por normas y evitar un sistema en el que el poder político sea lo que prime en el comercio y en las inversiones.

En este último contexto, los países en desarrollo serían los más afectados y América Latina vería reducidos sus espacios de autonomía, "una vez que la Guerra Fría del siglo 21 ingrese a nuestra región. Es un peligro que hay que evitar", agregaron.

Realizaron además un llamado a reformar y modernizar la OMC para defender el multilateralismo y adecuarlo a los nuevos tiempos y exigencias.

Ello no sólo alude a los nuevos temas del comercio sino a la necesidad de incorporar al comercio en un marco de desarrollo inclusivo y sustentable, detallaron.

La próxima reunión del G-20 en Buenos Aires es una oportunidad para que la región se pronuncie al respecto, concluyeron en el texto difundido este miércoles.