Quito. Ecuador proyecta un presupuesto de unos US$31.318 millones para el 2019, sustentado en un precio del barril de crudo de US$58,29 y una estimación de expansión de su economía de un 1,4 %, anunció este miércoles el Ministerio de Economía y Finanzas del país.

El total de gastos para el próximo año excluye una cuenta para financiamiento por compra de derivados, que significa US$4.841 millones adicionales -unos US$1.700 millones más que el presupuesto previsto en el 2018- debido a la proyección de un aumento en el precio de los derivados.

"El Gobierno Nacional ha estructurado una proforma 2019 enfocada en la austeridad, el manejo responsable de los recursos y en el control de gastos excesivos", agregó la entidad en un comunicado, al señalar que el presupuesto planteado para el próximo año es inferior al del 2018 en un 2,8%, añadió el ministro Richard Martínez.

La economía del país petrolero crecería un 1,1% en el 2018 por un ajuste fiscal, según previsiones del Banco Central ecuatoriano.

El ministerio explicó que el Gobierno tiene que realizar pagos adicionales el próximo año por más de US$1.500 millones por pensiones y una nueva ley para beneficiar a zonas de la Amazonía, lo que significará un "esfuerzo fiscal importante".

Pese a esos desembolsos adicionales Ecuador espera que en el 2019 el déficit fiscal global se ubique en un 3,2%, por debajo del previsto para este año de cerca de un 4%.

El Gobierno igualmente prevé que la inflación se ubique en un 1,07% y la inversión pública represente unos US$3.314 millones durante el 2019. Además proyecta un volumen de producción de crudo de unos 206 millones de barriles.

El plan de gastos del Gobierno apunta a destinar para el pago del servicio de la deuda pública el próximo año unos 3.852 millones de dólares y unos 8.166 millones de dólares en necesidades de financiamiento, según el comunicado.

Martínez dijo que ,entre las fuentes de financiamiento identificadas para el próximo año, no descarta salir al mercado de capitales, recurrir a China en mejores condiciones y otras "estructuras financieras de mercado".

El presupuesto planteado por el Gobierno fue remitido a la Asamblea Nacional para su aprobación.