Ciudad de México. Especialistas del sector privado consultados por Banco de México recortaron su expectativa de crecimiento para México por onceavo mes consecutivo y la dejaron en 0,50%. Con este pronóstico, queda lejos la previsión que tenían en julio del año pasado, cuando anticipaban un incremento de 2,17%, que fue el pronóstico más optimista recabado por la encuesta para el desempeño del PIB durante el primer año de gobierno de Andrés Manuel López Obrador.

El pronóstico medio divulgado este lunes, es el nivel más bajo estimado por los 38 panelistas en 20 meses y contrasta con el 0,79% que esperaban apenas el mes pasado.

De acuerdo con los resultados de la Encuesta mensual que aplica Banco de México, este deterioro en las expectativas que tienen los analistas acerca del desempeño de la economía, refleja el aumento del pesimismo de los inversionistas.

Así se explica que por tercer mes consecutivo, ninguno de los estrategas consultados, considera que la economía está mejor que hace un año.

De acuerdo con los resultados de la Encuesta, este deterioro en las expectativas que tienen los analistas acerca del desempeño de la economía, refleja el aumento del pesimismo de los inversionistas.

Además, muestra que el 46% de los especialistas advierte que el clima para los negocios empeorará y 43% estima que permanecerá igual y por tercer mes consecutivo, solo 11% de los entrevistados anticipa que es viable una mejora.

Este ejercicio para tomar el pulso de las expectativas del mercado, que fue levantado por Banco de México entre el 23 y 29 de agosto, muestra un panorama pesimista sobre el desempeño de la economía y el clima de inversiones, que no se veía desde marzo del año 2009, cuando estaba en pleno la Gran Recesión que sucedió a la crisis financiera mundial.

Los especialistas consultados, muchos de ellos asesores de inversión, advierten que los principales factores que podrían obstaculizar al crecimiento de la actividad económica de México hacia delante, son la Incertidumbre por la política interna, con el 17% de las respuestas; la incertidumbre por la situación económica interna con 15% de las menciones y los problemas de inseguridad pública, obstáculo que identificó el 12% de los expertos.

Además, apuntaron a la política de gasto público como uno de los factores de mayor preocupación para el desempeño de la economía, con el 10% de las respuestas.