Buenos Aires.- Los precios minoristas de Argentina en su medición nacional subieron un 3,8% en febrero, informó el Instituto Nacional de Estadística y Censos (INDEC).

El dato oficial estuvo en línea con lo esperado por analistas, luego de que un sondeo de Reuters estimara una inflación promedio de 3,8% para el segundo mes de 2019.

El Índice de Precios al Consumidor (IPC) en el primer bimestre de 2019 alcanzó un 6,8%, mientras que en los últimos 12 meses avanzó un fuerte 51,3%.

Reacciona el Banco Central. Ante esto, el Banco Central de Argentina dijo este jueves 14 de marzo que reducirá la alta inflación que sacude al país pero sin impedir que el peso doméstico se desvalorice más frente al dólar, luego de una devaluación superior al 50% en el último año.

En una conferencia de prensa, el presidente de la entidad, Guido Sandleris, anunció también algunas medidas para combatir la inflación, como la extensión a fin de año del objetivo de no incrementar la base monetaria y la modificación del ajuste de la banda de no intervención en el mercado de cambio.

"Esta inflación es frustrante (...) La vamos a bajar sin atajos", señaló Sandleris horas después de que el instituto oficial de estadística (Indec) diera a conocer que en febrero la inflación minorista llegó al 3,8% y acumuló un 51,3% en los últimos 12 meses.

El funcionario anunció que el gobierno enviará en las próximas semanas al Congreso un proyecto de ley para modificar la carta orgánica del Banco Central, que impedirá que la entidad financie al Tesoro nacional.

Respecto de la banda de no intervención en el mercado de cambio, Sandleris dijo que se ajustará a un ritmo del 1,75% mensual en el segundo trimestre del año, desde el nivel del 2,0% previo.

Los mercados financieros de Argentina muestran los temores de la macro frente a las complicaciones que generan la alta inflación, la recesión económica y la incertidumbre política en un año electoral.