Lima. La inversión pública cierra el primer semestre con un reporte 0% o sin crecer, así lo comento el ministro de Economía, Carlos Oliva. Este resultado se da apesar del incremento de 15,5% registrado en junio del presente año, mostrando una recuperación luego de la caída registrada en mayo último.

“La buena noticia es que en el mes de junio ha aumentado significativamente la ejecución respecto a junio del año pasado. El cálculo para los proyectos de inversión pública del Gobierno General revela un aumento de 15,5%, revirtiendo la caída que se tuvo en mayo”, indicó.

Durante su intervención en el 11° Gore Ejecutivo, Carlos Oliva sostuvo que los datos mes a mes no marcan una tendencia definitiva, porque se está notando mucha variabilidad.

“Ojalá que este dato de crecimiento de 15,5% en los proyectos esté marcando una recuperación de la inversión pública”, manifestó.

“Esta inversión es sumamente necesaria. Sin inversión pública oportuna y de calidad no vamos a poder mejorar la competitividad de nuestra economía, ni tampoco podremos cerrar las brechas que tenemos en la provisión de los servicios básicos”, agregó.

El ministro invocó a reflexionar sobre qué hacer para aumentar la inversión pública, para lo cual se tiene que cambiar la actual “dinámica natural” entre el Ministerio de Economía y Finanzas (MEF) y los gobiernos regionales.

“Debemos enfocarnos en los ‘cuellos de botella’ que están haciendo que no se ejecute la inversión como debería ejecutarse, y sobre todo de manera oportuna, en el momento que tiene que hacerse”, afirmó.

“Los gobiernos regionales, hasta este momento, han ejecutado el 20% de su presupuesto institucional modificado. A groso modo, de 10.000 millones de soles (US$3.035 millones) se ha ejecutado 2.000 millones de soles (US$607 millones) y ya estamos en el sexto mes del año”, añadió.

Carlos Oliva indicó que la cifra de ejecución del presupuesto del gobierno nacional es ligeramente superior, por lo cual no es un problema específico de los gobiernos regionales, sino de un problema del Estado en general.

“Como Estado estamos en 25% (de ejecución del presupuesto). Definitivamente tenemos que reflexionar sobre estos problemas que están ocasionando que no se ejecuten las cosas como deberían ejecutarse”, comentó.